HiLO Lens, una lente para ampliar la capacidad de fotografía del iPhone
Los aficionados a tomar fotografías con el iPhone y el iPad están de enhorabuena porque se ha lanzado una nueva lente para aumentar la capacidad de fotografía de este dispositivo. Se trata de HiLO Lens. La principal característica es que se pueden capturar imágenes desde cualquier ángulo, incluso desde los más insospechados.

No obstante, para su utilización aún habrá que esperar un tiempo porque en estos momentos es un proyecto de crowdfounding. Pero, por las indicaciones de sus creadores, la espera puede merecer la pena por sus prestaciones. Además, otro punto a favor es que se emplea también para vídeo.

Lente

Esta lente se distingue de otras lanzadas por ser desmontable y poder ser utilizada indistintamente con el iPhone o con el iPad. Además, uno de sus rasgos distintivos es que la cámara puede dirigirse para tomar fotos desde un ángulo alto como un periscopio para fotografiar, por ejemplo, una multitud; un ángulo bajo para capturar imágenes de niños o mascotas; un gran angular para vídeo o colocarla en cualquier superficie porque ésta pasa a convertirse en un trípode con sólo acoplar el dispositivo. De esta manera, se pueden hacer autorretratos, fotos en grupo, time-lapse… en cualquier momento y lugar.

Otro dato a tener en cuenta es que el objetivo tiene una lente gran angular para las fotos y que corrige la distorsión para proporcionar el mejor ángulo de visión de la cámara. En el caso del vídeo, cabe destacar que la lente no utiliza una pequeña área del sensor de la cámara como sucede con el iPhone, sino que se tiene un ángulo de visión más amplio.

Utilización

El objetivo tiene una tapa pequeña en forma de L, con la que se puede llevar en el bolsillo sin problemas, que hay que quitar para poderlo utilizar y virarlo y colocarlo en el iPhone, alineándolo con su cámara. Para facilitar su colocación, en la parte inferior de la lente se ha dispuesto una almohadilla delgada y un poco pegajosa, pero que no mancha ni deja señales en el iPhone. Si se ensucia, se limpia con agua y jabón. Además, cuenta con un agujero en su parte central para no interferir con la imagen.

Una vez situado, se puede tomar la foto haciendo uso de la app del objetivo, que corrige la calidad de la imagen, o bien importar fotos ya existentes. En el vídeo, se puede utilizar la lente y la aplicación para corregir los reflejos que se produzcan en la grabación.

Precio

Su coste es de 60 dólares.